lunes, 4 de septiembre de 2017

La larga lista de los síntomas de la fibromialgia

La fibromialgia puede ser una enfermedad desconcertante que afecta cada parte de tu vida y de tu cuerpo. Generalmente, se asocia con síntomas como dolor, fatiga y neblina mental, pero la lista de posibles síntomas relacionados con la FM es increíblemente larga. 

Muchos pacientes de FM tienen síntomas o dolores tan extraños que piensan que deben ser los únicos que lo experimentan. ¿Te suena familiar? Pero la realidad es que millones de personas con FM, probablemente también los experimentan.

Esta es una lista larga y puede dar miedo mirarla; pero ten en cuenta que muchos de estos síntomas tienen un impacto relativamente pequeño o ningún impacto real en tu vida. Además, los tratamientos a menudo alivian los síntomas múltiples, por lo que no tienes que abordar cada uno por separado.

A continuación, detallo "la gran lista de más de 60 síntomas" que se pueden padecer cuando tienes FM y te darás cuenta que no eres solamente tú, quien los sufre. Conocer la gama completa de síntomas puede ayudarte a detectarlos, ya sea para ayudar a tu médico a realizar un diagnóstico o para ayudarte a identificar los factores desencadenantes. 

Síntomas generales
Algunos de nuestros síntomas involucran múltiples sistemas o son difíciles de clasificar, por lo que los detallamos como "generales", aunque no necesariamente sean los más comunes. Estos incluyen:
  • Reacciones extremas, a menudo retrasadas, después de un esfuerzo físico o de eventos estresantes (también conocido como "reacción retardada al esfuerzo")
  • Otros miembros de la familia con FM (predisposición genética)
  • Sudoración extrema
  • Alergias (como una condición de superposición)
  • Mucosidad especialmente espesa
  • Hemorroides
  • Hemorragias nasales
Dolor inusual
Estos son los dolores que esencialmente definen la condición. Son tipos de dolores, que son raros en otras enfermedades y sirven como marcas distintivas de la FM. Algunos ejemplos son:
  • Percepción magnificada de dolor (hiperalgesia)
  • Dolor en la piel, sensibilidad extrema al tacto o a la temperatura (alodinia)
  • Dolor que varía de leve a severo, y puede moverse alrededor del cuerpo
  • Dolor nervioso y sensaciones anormales llamadas parestesias (hormigueo, ardor, prurito, punzadas, etc.), especialmente en los brazos y piernas.
Músculos / Tejidos conectivos / Articulaciones
Aunque la fibromialgia es una enfermedad reumática, no se considera una enfermedad articular como la artritis, pero puede ocasionar algunos síntomas relacionados con las articulaciones. La mayoría de los casos involucran síntomas de los tejidos blandos, incluyendo músculos y tejidos conectivos (tendones, ligamentos y fascia). Estos pueden ser:
  • Rigidez matutina
  • Tejidos conectivos laxos, lo que puede conducir a la hipermovilidad de las articulaciones
  • Contracciones musculares
  • Hinchazón o hinchazón de bajo grado (no grandes cantidades de inflamación)
  • Senos fibroquísticos (con grumos, dolorosos) (como una condición superpuesta)
  • Dolor de la mandíbula, posiblemente Síndrome de ATM (trastorno de la articulación temporomandibular, como una condición superpuesta)
Problemas Cognitivos
A menudo llamado "fibroneblina", este es uno de los síntomas más penetrante y deshabilitador, además del dolor y la fatiga y problemas de sueño. Muchas personas sienten que la fibroneblina les afecta más que cualquier otra cosa.
  • Dificultad para hablar palabras conocidas, otros trastornos del lenguaje (disfasia)
  • Desorientación direccional
  • Deterioro de la memoria a corto plazo
  • Olvido
  • Confusión
  • Dificultad para concentrarse
  • Dificultad para aprender nueva información
  • Dificultad para procesar o retener la información que escucha
  • Problemas con números o matemáticas
  • Comprensión deteriorada de la lectura 
  • Incapacidad periódica para reconocer un entorno familiar
Problemas Sensoriales
Estos son síntomas neurológicos, similares al dolor, en los cuales la situación puede ser normal, pero la respuesta de nuestro cerebro a ellos, se amplifica. Estas son respuestas fisiológicas a las cosas en nuestro medio ambiente; no se trata de que nosotros "hacemos un gran problema de cualquier cosa" o "reaccionamos exageradamente". Algunos síntomas son:
  • Sensibilidad a olores o fragancias, posiblemente sensibilidad química múltiple (como una condición superpuesta)
  • Sensibilidad a cambios de presión, temperatura y humedad
  • Sensibilidad a la luz
  • Sensibilidad al ruido
  • Sobrecarga sensorial
Problemas Neurológicos
También podemos tener otros síntomas neurológicos, como:
  • Poco equilibrio y coordinación
  • Mareos, posibles desmayos
  • Cefaleas (dolores de cabeza) y migrañas (como una condición de superposición)
  • Zumbido en los oídos (Tinnitus) (como una condición de superposición)
Problemas relacionados con el Sueño
Los problemas del sueño son casi tan comunes en la fibromialgia como el dolor. Además de la irregularidad general del sueño, podemos tener una serie de trastornos del sueño, como son:
  • Patrón de sueño ligero y/o interrumpido, con sueño no reparador
  • Fatiga
  • Insomnio (como una condición superpuesta)
  • Síndrome de piernas inquietas (como una condición superpuesta)
  • Apnea del sueño (como una condición superpuesta)
  • Sensaciones de caer cuando comienza el sueño (también llamadas tirones mioclónicos)
  • Rechinar los dientes (bruxismo, como una condición de superposición)
Problemas Reproductivos / Sexuales
Se cree que las hormonas juegan un papel en la fibromialgia, lo que puede ser la causa de que los siguientes síntomas sean comunes en nosotros:
  • Síndrome Pre-Menstrual o períodos extremadamente dolorosos (como una condición superpuesta)
  • Otros problemas menstruales
  • Menopausia prematura
  • Pérdida del deseo sexual
  • Impotencia (en los hombres)
  • Vulvodinia (como una condición superpuesta)
Problemas Abdominales / Digestivos
Muchos de nosotros tenemos problemas digestivos que pueden ser aliviados por cambios en la dieta. Sin embargo, no todos estos síntomas están relacionados con los alimentos. Alguno de ellos son:
  • Dispepsia (trastorno de la digestión que aparece después de las comidas y cuyos síntomas más frecuentes son náuseas, pesadez y dolor de estómago, ardor y flatulencia)
  • Hinchazón y náuseas
  • Calambres abdominales
  • Dolor pélvico
  • Dismotilidad esofágica
  • Síndrome del intestino irritable (como una condición superpuesta)
  • Alergias o insensibilidades alimentarias, incluyendo gluten
  • Micción frecuente
  • Vejiga irritable, posiblemente cistitis intersticial (como una condición superpuesta)
  • Dificultad para tragar
Problemas Emocionales
La presencia de síntomas emocionales no significa que la fibromialgia es una condición psicológica. Pueden deberse, al menos en parte, a la naturaleza neurológica de la FM, que incluye la desregulación de ciertos neurotransmisores. Algunos síntomas, como la depresión, son comunes entre las personas con enfermedades crónicas en general. Algunos síntomas son:
  • Depresión (como una condición superpuesta)
  • Tendencia a llorar con facilidad
  • Ansiedad / ataques de pánico, a menudo desencadenados por sobrecarga sensorial o desorientación
  • Ansiedad flotante (no asociada con situación u objeto)
  • Cambios de humor
  • Irritabilidad inexplicable
Problemas relacionados con el Corazón
A pesar de que estos suenan espantosos, no tenemos evidencia que sugiera que la enfermedad cardíaca es común en la FM. Nunca asuma que los síntomas relacionados con el corazón son precisamente por su fibromialgia. Asegúrese de comentarle a su médico, cualquier nuevo síntoma o cambios, de inmediato. Algunos podrían ser:
  • Prolapso de la válvula mitral (como una condición superpuesta)
  • Latidos cardíacos irregulares (arritmia o síndrome de taquicardia ortostática postural) (como una condición superpuesta)
  • Dolor que parece un ataque al corazón, frecuentemente por costocondritis (como una condición superpuesta)
Problemas con Piel / Cabello / Uñas
Sí, la fibromialgia te afecta desde tu cabello hasta las uñas de tus pies, literalmente! Algunos ejemplos son:
  • Crestas de uñas pronunciadas
  • Uñas que se curvan bajo
  • Moretones o cicatrices fácilmente
  • Pérdida de cabello (temporal)
  • Crecimiento excesivo de tejidos (tumores no cancerosos llamados lipomas, pelos encarnados, cutículas pesadas y que se dividen, adherencias, marcas de piel)

Algunos de los síntomas aquí descritos son condiciones superpuestas, lo que significa que comúnmente se producen a la par de la FM, pero en realidad son condiciones adicionales que necesitan ser diagnosticados y tratadas por separado. Algunos de éstos no se detallan generalmente en textos médicos pero son mencionan usualmente por la gente con FM.

Cuando se tiene FM, usted puede tener una combinación de síntomas y en diferentes grados de severidad; y su mezcla de síntomas e intensidad también puede cambiar con el tiempo. Algunas personas tienen niveles bastante constantes de síntomas, pero muchos de nosotros experimentamos crisis y remisiones (períodos de síntomas reducidos). 

Usted no necesita tener todos los síntomas que hemos detallado, para poder ser diagnosticado con fibromialgia, pero puede tener cualquier combinación de ellos y en varios niveles de intensidad. Sin embargo, muchos de estos síntomas también corresponden con otras problemas de salud (usualmente enfermedades crónicas o inmunodeficientes), por lo cual, antes de hacer un diagnóstico de FM, su médico debe descartar otras condiciones médicas.

Unas Palabras de aliento
La FM puede ser mejor manejada mediante una evaluación más completa de los síntomas de cada paciente de forma individual, ya que las condiciones de cada persona son diferentes en cuanto a: intensidad del dolor, factor de soporte social, función física, aspecto psicológico y el conjunto de síntomas clínicos y perfil de medicación y terapia que está recibiendo.


No te sientas abrumada. Trata de mirar esta lista como una conveniencia, ya que te ayuda a poder detectar todos esos síntomas o sensaciones que nos preocupan y nos hacen pensar que somos los únicos que sentimos estas cosas, cuando en realidad, todas ellas tienen una causa común, pueden atenderse, controlarse o aprender a sobrellevarlos si fuera necesario... y además sabes que tú no estás sola.

Mil Bendiciones para todos!

Referencias:
Executive function in fibromyalgia: comparing subjective and objective measures.

domingo, 12 de febrero de 2017

Cuando la tristeza se apodera de tu vida

Cuando algún evento demasiado fuerte o triste te sucede, todo el mundo quiere decirte lo que tienes que hacer o cómo tienes que hacerlo para sentirte mejor, pero solamente tú sabes lo que necesitas.

Date permiso para sufrir, porque el sufrimiento es necesario para purgar tu alma; date permiso para quedarte en cama, porque tu cuerpo necesita descansar de tanto dolor; date permiso para sacudirte todo lo negativo de tu mente y tu cuerpo, y piensa, siempre piensa que este mal momento pasará y las cosas mejorarán; nunca pierdas la esperanza, porque todo tiempo que está por venir siempre puede ser mejor.

De todas las experiencias positivas o negativas hay que sacar algún aprendizaje; a veces nos toca aprender a entender a las demás personas, ya sea para bien o para mal nuestro, porque nadie es perfecto, ni tú ni nadie; así que procura mantenerte relajado aunque te cueste, porque recuerda que toda emoción fuerte, sobre todo negativa, afecta nuestro cuerpo de muy mala manera, todo el dolor emocional que sentimos se localiza en diferentes lugares de nuestro cuerpo y esto es inevitable, está fuera de nuestro control. Así que toma pastillas para el dolor o relajantes musculares, lo que creas necesario, pero hazlo con tiempo, no esperes a que la intensidad del dolor sea insoportable.

Todos tenemos defectos, pero si los demás no pueden aceptar tus defectos, tú no tienes la obligación de aceptar los suyos, el punto es que tú si tienes la obligación de darte la importancia adecuada, hacer valer tus derechos, exigir respeto y consideración y condenar el abuso; no importa cuánto necesites de los demás, si los demás no te hacen el bien que tú te mereces, entonces, realmente para qué los necesitas? Déjalos ir, si regresan quiere decir que aprendieron la lección y si no vuelven, entonces tú estarás mejor sin ellos.

No permitas que otros te hagan daño (es más fácil decirlo que hacerlo). A veces la fibromialgia nos convierte en víctimas, y lamentablemente aquellas personas que carecen de la empatía necesaria para lidiar con nosotros, muchas veces terminan lastimándonos. Por eso hay que aprender a decir "NO MÁS, YA BASTA" y cortar de alguna forma la relación con estas personas tóxicas que solo traen tristeza a tu vida, independientemente de quien se trate, puede ser un viejo amigo, un pariente cercano, tu cónyuge o una hija o hijo. Hay que salir de esa gente, alejarse de ellos.

Por tu salud mental y física, ponte tú en primer lugar.

Qué esta semana que está por comenzar sea siempre mejor.

Saludos,

sábado, 14 de enero de 2017

Dejar para mañana lo que no se puede hacer hoy

Mi esposo llegaba todos los días del trabajo y decía absolutamente escandalizado (pero en son de broma) "todavía están puesto los adornos de Navidad?". El sabe que hago lo que puedo. Y no fue hasta el día de ayer, viernes 13, que pude quitar todos mis adornos navideños, guardarlos en su sitio y regresar los adornos tradicionales a sus lugares. El árbol de Navidad, lo sacó mi hijo y hasta me ayudó a barrer las hojitas que habían en el piso donde antes estaba. De igual forma, él también me ayudó a bajar las cajas para guardarlo todo y a subirlas de vuelta, porque definitivamente, yo no habría podido hacerlo.

He aprendido a no desesperarme por las cosas que no puedo hacer. Si alguien quiere que algo se haga lo antes posible, entonces puede hacerlo él mismo. Si algo depende de mi, entonces será en mi tiempo y espacio, porque las leyes de la física funcionan diferente cuando se trata de mi cuerpo; los minutos, horas y días pasan a otra velocidad, y llego a mi destino en el momento exacto en que puedo hacerlo. Ni antes ni después.

Así que en este caso particular, mi consigna es: si soy yo quien tiene que quitarlos, entonces será...  cuando pueda (es decir, cuando me sienta un poco bien), cuando quiera (o sea, cuando tenga el ánimo adecuado), y además cuando tenga tiempo, fuerzas y ganas. Una combinación que no se logra todos los días. Porque puede ser que cuando tenga ganas y desee hacerlo, no tenga el tiempo o las fuerzas necesarias. O cuando tenga el tiempo y los deseos, no me sienta bien. En fin, finalmente llegó el día en que se conjugaron todas las circunstancias y pude hacerlo. Y mientras me duraron las fuerzas, hasta pude hacer otras cuantas cosas en la casa. 

Pero, ojo, hay que decidir lo que queremos lograr:
  • Queremos hacer algunas cosas, pero estar enteros mas tarde
  • Queremos terminar ciertas a pesar del dolor, porque son importantes para nosotros

Si queremos estar enteros mas tarde, hay que detenerse apenas el cuerpo te avisa que es el momento, o sea, cuando sientes la primera punzadita en la espalda, o te das cuenta de lo mucho que te duelen los pies. Prontamente, paramos, nos refrescamos, descansamos, hacemos lo que sabemos que puede ayudarnos o aliviarnos, y seguramente mas tarde, no estaremos en tan malas condiciones, y habremos logrado parcialmente nuestras metas para ese día. 

Pero hay ocasiones en que uno decide seguir a pesar del dolor, hasta terminar ciertas cosas que consideramos importantes (porque sabemos que no siempre podemos hacerlo todo). En este caso, yo por ejemplo, estoy consciente de que si sigo, mas tarde no voy a servir para nada. Entonces, procedo a terminar lo que está a mi alcance dentro de mis prioridades y cuando el dolor ya se vuelve insoportable, paro, bebo agua, me refresco, me doy un baño con agua caliente (para relajar los músculos), si lo considero necesario me tomo un relajante muscular o una pastilla para el dolor, y me recuesto a ver televisión. Me desconecto del mundo y el resto de las cosas tendrá que hacerlas alguien mas o se harán otro día. Así de simple y sencillo. 

Ya no sufro por lo que no puedo hacer. He aprendido a aceptar mis limitaciones y sentirme tranquila con mis decisiones. Si a los demás no les parece, es su problema, no el mío. Yo me siento contenta de haber podido lograr que hice, porque era mi meta para el día, y pude hacerlo. Pero afortunadamente, tengo gente en mi casa que la mayor parte de las veces entiende como funcionamos mi cuerpo y yo.

Moraleja: Deja para mañana lo que no puedes hacer hoy.

Mil Bendiciones para todos,

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...